21 enero 2007

LA CLASE OBRERA VA AL PARAISO

Este domingo las carmelitas descansan. Ha sido una semana especial en el blog y han decidido cerrar sus boquitas de piñón hasta la próxima. Así que en principio nos contentaremos con este bonito post con imágenes de mi Italia favorita: la de los años cincuenta, en un claro homenaje a los popolanos que tan bien la decoraron. Un capricho visual para turistas tipo Tennessee Williams o Gore VIdal, o para compatriotas como Pasolini, que a menudo solían confundir a estos jóvenes con las esculturas inmortalizadas en la Antiguedad. Siglos antes, nadie dudaría que estos mismos prototipos de trabajadores fueron los modelos que inspirarían a los grandes artistas de su país. Y los que posaron para ellos.

Trabajadores de la construcción (Bérgamo)


Gondolero enseñando a su jóven primo los rudimentos de su embarcación (laguna de Venecia)


Tres jóvenes trabajadores (Milan, Lucca y Torcello)


Descanso para el café (Nápoles)


Arriba izda.: Guardia sin el uniforme (Ferrara). Centro: Aprendiz del cuero (Florencia)


Primer trabajo (Bolonia)


Primer trabajo (Bolonia)

* Haz click sobre cada foto para enormecer la escultura